Todos los días, se prepara la clase meticulosamente para recibir a nuestros alumnos con talleres de libre expresión, que fomentan las interacciones y donde el juego ocupa un lugar central.

Un poco antes de las diez, los profesores los agrupan para realizar los rituales diarios: pasar lista, hablar del tiempo que hace, explicar lo que vamos a hacer a lo largo del día. Para desarrollar plenamente el bilingüismo francés y español, intervienen dos personas distintas utilizando cada una un idioma, durante este importante momento lingüístico.

Seguidamente, se organizan varios talleres, en pequeños grupos, que combinan manipulación, experimentación y lenguaje. En el programa encontramos: descubrimiento sensorial, exploración del mundo, de la materia y de los objetos, constitución de un primer repertorio gráfico, localización en el tiempo y espacio, descubrimiento de formas y tamaños.

Como nuestro objetivo es lograr el pleno desarrollo del niño, ofrecemos a nuestros alumnos sesiones diarias de motricidad adaptadas a sus necesidades; así como una alimentación de calidad preparada en nuestro centro, y momentos de descanso imprescindibles a esta edad.

Poco a poco, van adquiriendo autonomía suficiente para vestirse, comer, ir al baño y guardar el material que utilizan ellos sólos… ¡¡¡ COMO LOS MAYORES !!!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies